• Daniel Sachi

Mentores inesperados



Muchas veces, quizás por deformación cultural, esperamos aprender únicamente de los expertos en alguna materia y solo damos valor a sus consejos.

Nos centramos en conseguir material de gurús, y nos esforzamos en meter sus frases en nuestras conversaciones como símbolo de lo culto e informados que somos.

Entre otras cosas, estas son razones por las cuales no atendemos a los mensajes o consejos de gente que no entra dentro de nuestro radar de búsqueda de expertos y muchas veces, los ignoramos deliberadamente.

Dicho esto, como líder, es nuestra responsabilidad encontrar las contribuciones y el valor que cada persona aporta a una organización y respetar sus esfuerzos.

También tenemos que estar dispuestos a aceptar ideas y orientación de fuentes no tradicionales.

Estas fuentes pueden provenir de nuestro entorno de trabajo directo, de la familia, de nuestros clientes o de individuos con quienes nos relacionamos circunstancialmente.

Todo es analizable y nada se debe ignorar sin haber hecho por lo menos un intento de sacarle el jugo.

En mi vida profesional, he encontrado buenos consejos e ideas de fuentes muy diversas.

Una vez, estaba haciendo una consultoría de procesos en una dulcera recién mudada a un parque industrial, con mucho más espacio y nuevas áreas tecnificadas.

Ante un problema bastante complicado que se estaba dando en el llenado, en discusión con los ingenieros de planta, donde aparecían varios culpables como la llenadora, la calidad de frascos, los proveedores y otros, veo a un ordenanza muy interesado en la conversación.

Lo observé un rato, mientras discurría la conversación con los expertos y como seguía interesado, me separé un momento del grupo y lo encaré.

- ¿Qué piensa de esto? – Le pregunté.

Tímidamente, me miró y me dijo:

- Es que antes los frascos dormían dentro del galpón donde se cocinaba y se hacía todo, así que el ambiente era calentito. Ahora duermen en otra ala que es fría, y cuando los cargan en la línea recién traídos, les ponen el dulce caliente y se revientan

Por supuesto, nadie esperaba que una persona como él pudiera dar la solución, pero en su tono del interior me dijo:

- Yo le pondría una estufita en la entrada, así los frascos llegan al llenado calentitos…

En otra oportunidad, cuando todavía usaba traje todos los días, iba para mi oficina, pisé una baldosa floja y se me ensuciaron los zapatos.

Paré en un lugar donde vendían cordones, plantillas y lustraban el calzado y me senté a que me dejaran los zapatos limpios antes de acudir a mi primera reunión.

El lustrador, que me conocía de otras veces, me saluda y me dice:

- ¡Parece cansado hoy y el día recién comienza!

Le dije que me había acostado tarde tratando de resolver un problema, y como no conseguía darle un cierre me había desvelado y lo poco que dormí lo dormí mal pensando en eso.

Sin mirarme y ocupado en mis zapatos, me dijo:

- Cuando yo tengo algo que resolver y no puedo, no sigo con el tema, porque por ahí la cabeza no me da, entonces me distraigo con algo, charlo con mi mujer, me voy a dormir y me levanto un poco más temprano, fresco, y casi siempre se me ocurre como resolver las cosas

De más está decir que lo practico desde entonces…

Quizás el mejor consejo que puedo dar hoy es este: Dejémonos sorprender por la vida, escuchemos mucho y tratemos de aprender de todos.

Ya sea que los llamemos mentores, entrenadores, colegas o simplemente amigos, todos necesitamos el asesoramiento y las ideas de los demás.

Aún más importante, a medida que avanzamos en nuestras carreras, no debemos olvidar que el mejor consejo a menudo proviene de las fuentes más improbables.

Hoy sigo aprendiendo de los que me rodean, y de mis relacionamientos circunstanciales, y debo decir que este aprendizaje gratuito, no solo vale la pena, sino que me hace mejor profesional y persona porque sumo miradas y puntos de vista que no tenía, en cada encuentro.

¿Te has encontrado mentores no tradicionales útiles en tu carrera? Cuéntanos, porque es una buena manera de derribar barreras de pensamiento y romper paradigmas.

Todos te lo agradeceremos.

#mentor #mentoring #experto #gurú #entrenador

Argentina     //  Tel: +54 11 4736 4367

Guatemala   //  Tel: +50 2 4014 2257

  • LinkedIn Social Icon
  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon

E-mail          //   info@riskout-intl.com

Miembro

fundador de

© 2020 por ROI AGILE INTERNATIONAL - Todos los derechos reservados.